26.7.09

estar tan triste

si uno pudiera ser Cortazar y escribir tan maravillosamente.
y leer tan maravillosamente.


si uno pudiera ser Cortazar y arastrar la eggge, así sin el menor problema y mezclarlo con un poco de buen pronunciar en argentino. y arrastrar la eggge; y escribir esas cosas... me imagino que si Cortazar hubiera sido mujer, seguro se le desenganchaban las tiritas del corpiño en la calle, en las conferencias, en las cenas con amigos y en los colectivos. seguro que perdería la paciencia...


5 comentarios:

Mario Bozeglav dijo...

dígote (humildemente, aclaro) que supongo que si el amigo Julio hubiese sido mujer no habría perdido la paciencia porque en ese caso no lo imagino siquiera usando corpiño, esa cosa en muchos casos tan inútil y, según dicen, casi siempre bastante molesta. Me cuesta imaginarlo escondiendo sus hipotéticas bellezas y sí prefiero suponerlo con los pechos al viento, como me gusta imaginarme a la Maga, a Heléne, o a Josiane... pero ¡adelante Querida Prudencia!.. y cante más, por favor...

algonomade dijo...

lo triste de no ser, lo fantastico de poder verlo leerlo, entristecerse, maravillarse. Ser una mujer, ser un hombre. Cabalgar tantos lunes despues de un domingo abismal, la egge, amariamos todos sentirla comno julio en el paladar, eso seguro, pero dulce, lo interesante de estar tan triste es que al menos uno se permite desnudarse, llegar a lo mas fondeado de los sentimientos, pensamientos y temores, tal vez solo para tomar carrera o para llevarse un perfume enrarecido a la cama... para que las lagrimas no mojen.Un abrazo.

Héctor dijo...

No tuve tiempo de leer mucho a Cortázar, solamente "Todos los fuegos el fuego" y de allí me gustó "La Autopista del Sur" y "Casa Tomada"
Perdón por la ignorancia.

dear prudence dijo...

perdón... lo único que me faltaba hector: que pidieras perdón.
la ingnorancia no existe.

muchas gracias por leer :)

dear prudence dijo...

algonómade: le sonrio nomás.
y le agradezco la lectura. de verdad.